¿Al borde del Burnout? 5 Perlas de Sabiduría sobre el Mindfulness

Por Mariana Rodriguez Risco

“Que guapa” me dijo el doctor en la emergencia de la clínica a la que llegue con una migraña fuertísima a mediados del 2015.  Estaba echada en la camilla peinada, maquillada y vestida para la fiesta de cumpleaños de mi prima.  A pesar del tratamiento con analgésicos, me perdí la fiesta.

En esa época era CEO de LaureatePeru, el grupo de universidades (@UPCedu, @UPN_Oficial) e institutos superiores (@CiberTweets) y estábamos en plena expansión.

Andaba siempre ocupada, corriendo de una reunión a otra, atenta al celular 24/7, angustiada por los problemas.  Miles de pensamientos ocupando mi mente, para poder cumplir con todo y con todos.

“Imposible un viaje de vacaciones de más de 10 días, y mejor si son 5 días” le decía a Juan, mi esposo. 

Como muchos ejecutivos de mi generación, estaba convencida que ese era el estilo de vida. 

Las migrañas eran frecuentes y duraban varios días.  Tomaba analgésicos cada vez más fuertes y en mayores dosis. Eran resultado del stress constante, el comer desordenado o saltarme las comidas, la angustia y los disgustos por situaciones fuera de control.  Iba camino al “burnout”.

“Esto tiene que cambiar” pensé al día siguiente de estar en la clínica. Y me decidí a practicar Mindfulness.

Estas son las 5 Perlas de Sabiduría acerca de el “Mindfulness” (1). Acabó con mis migrañas, pero los beneficios fueron mucho mas allá.

Perla #1: Salud y Energía

Empecé con ejercicios básicos de respiración para calmar el stress. Consiste en respirar por la nariz 10 veces – “respira hondo, pausa, expira largo, pausa” – y volver a empezar, cuantas veces puedas. Luego seguí con la práctica “body scan”, que consiste en ir prestando atención a las sensaciones en tu cuerpo, desde los dedos de tus pies a la punta de tu cabeza.  

Aprendí a escuchar los mensajes internos como “ese tiene que ser el último” frente a una caja de chocolates, “tengo un dolorcito en la rodilla”, en una rutina de ejercicio, “me estoy quedando sin energía”, después de una reunión intensa. 

Con el tiempo y persistencia, estas dos practicas básicas del Mindfulness me llevaron a comer más sano y equilibrado.  A hacer estiramientos antes de hacer ejercicio.  A darme espacios de descanso antes de caer desplomada. A no postergar mi chequeo anual de salud, por otras cosas “más importantes”

Es fantástico estar más saludable y llena de energía, ¡sin migrañas! Y así poder dar y lograr mucho más.

Perla #2: Concentración y Creatividad

“No estoy hecha para la meditación” le confese a un amigo que me invito a una sesión de meditación. No podía aquietar mi mente, sobregirada con escenarios futuros o rumiando situaciones en el pasado. 

Buscando una solución, me suscribí a https://www.calm.com y a https://insighttimer.com (ambos son APPS) y me propuse hacer una meditación de 10 minutos, todas las mañanas, “no matter what”. 

  • Un tipo de meditación es aprender a dirigir tu atención a un “ancla” – típicamente tu respiración, para regresar a ella cuantos tus pensamientos te capturan. 
  • Otro tipo de meditación es dejar que los pensamientos surjan, sin resistirse a verlos, para luego dejarlos ir.  “Allí pasa la idea para la presentación que tengo que preparar”“allí pasa que tengo que llamar a mi mamá” … como nubes en el cielo que se va llevando el viento.

Cumplí mi promesa de hacer la meditación todos los días – con algunos lapsos – y resultaron ser los 10 minutos mejor invertidos. En pocas semanas y meses note cambios en mi mente.

Podía pasar más tiempo concentrada en el momento, disfrutando de la experiencia.  Hoy pongo una alarma cuando estoy trabajando en algo, para sacarme de ese delicioso trance que llaman “flow”.

Afloró mi creatividad. Nuevas ideas y soluciones empezaron a surgir de manera espontánea en esos espacios de quietud. Todavía me quedo sorprendida de lo originales, pertinentes y oportunos que son los “insights” que vienen a mi mente, cuando no me esfuerzo.

La mente es un instrumento maravilloso. Pero al perderme en ella, me había convertido en su rehén. 

Se siente bien ser dueña de mi mente y así elegir conscientemente cada paso en el camino de mi vida.

Perla #3: Ecuanimidad y Empatía (Compasión)

me siento un pez fuera del agua” le dije a Jimena Fajardo, mi coach ejecutiva. Estábamos en un proceso para resolver mi aversión al conflicto que estaba afectando el performance de equipo. No podía mantener la ecuanimidad cuando se calentaban los ánimos, ni sentir empatía por las emociones que enfrentar un conflicto despertaban en mí. 

Estaba acostumbrada a huir de mis emociones – así como huía de los conflictos.  Así que, para ponerme más en contacto con ellas, aprendí varias prácticas de Mindfulness que me resultaron muy bien. 

Una de ellas es “RAIN – Recognize, Allow, Investigate, Nurture” ( https://www.tarabrach.com). Aprendí a reconocer mis emociones, a acogerlasinvestigar con curiosidad lo que estaba experimentando, y a permitirme un espacio de empatía y compasión.

Que diferente es ir por la vida con tus emociones como tus “buenas amigas” y “maestras”. Ellas arrojan luz sobre lo que realmente te está pasando, para que puedas responder desde una mejor versión de ti misma, más ecuánime y empática.

Perla #4: Consciencia y Propósito

no puedo con otro cambio más, esto me está matando de angustia” le dije a Juan, cuando, en medio de la Pandemia había que cambiar el programa del CADE por quinta vez a pocas semanas del inicio. Había aceptado ser la Presidenta del CADE 2020 y mi responsabilidad era liderar la comisión que define el programa, contenido, conferencistas etc. (2). Tenía claro que el stress prologando era nocivo para mí – me regresaron las jaquecas.

La solución fue la práctica de Mindfulness de soltar el control sobre aquello que no estaba en mis manosincluido el éxito (resultado).  No significaba rendirme, sino poner todo mi talento y mi corazón en lo que si podía hacer para alcanzar el Propósito del CADE 2020.  Esto hizo que mi experiencia fuera muy feliz, a pesar de estar plagada de dificultades.

Mindfullness es simplemente estar conscientes de lo que está pasando en el momento presente sin desear que sea distinto; disfrutar lo placentero sin quedar atado a ello cuando cambie (porque lo hará); y viviendo con lo desagradable sin miedo a que permanecerá siempre así (pues no lo será).” (3)

Aprendí a aceptar la naturaleza incierta y cambiante de la vida, con sus ciclos altos y bajos.  A poner todo mi ser al servicio de mi Propósito de vida, con la confianza de que mi intención y acciones conscientes me llevarán por el mejor camino. 

Perla #5: La práctica del Mindfulness

Han pasado muchos años desde que me piropearon estando yo en la camilla de la emergencia de la clínica con una migraña intensa. 

Desde entonces, la práctica del Mindfulness en una parte importante de mi trabajo de autoconocimiento y desarrollo personal. Tengo un compromiso con un conjunto de prácticas diarias.  Al mismo tiempo sigo explorando practicas nuevas y las voy combinando en base a lo que necesito. 

No hay que confundir el Mindfulness con un estado de pasividad y complacencia. Es más bien un estado de consciencia activa.

El Mindfulness es una forma de navegar (Consciencia) los altos y bajos de tu vida.  Cuidando de tu barco (salud y energía).  Llegando a buen puerto (Propósito).  Por la mejor ruta (Concentración y Creatividad). Superando las tormentas (Ecuanimidad). Con toda la tripulación sana y salva (Empatía y Compasión). 

¿Estas agotado? ¿Tienes problemas crónicos de salud por el stress? ¿Vives angustiado por los problemas y la situación? ¿No te puedes concentrar? ¿Sientes que las cosas están fuera de control? ¿No puedes tomarte un descanso? Busca un espacio para el Mindfulness antes de caer en el Burnout. 

No hay una forma correcta de practicar el Mindfulness. Descubre lo que mejor se ajusta a ti. Hay muchos recursos gratuitos sobre el tema, como este artículo. Sin embargo, “hay un límite a lo que puedes leer acerca de la natación, hay un momento en que tienes que tirarte a la piscina y nadar”. El Mindfulness es como un “musculo” que tienes que ejercitar; 10 minutos al día pueden hacer toda la diferencia.

Espero que estas perlas de sabiduría te sean útiles y te animen a practicar el Mindfulness en tu camino de crecimiento personal.

Notas:

  1. 5 Perlas de Sabiduría acerca de el “Mindfulness”.  Serie de artículos, inspirados en el recuerdo de mis abuelitas, sus collares de perlas, y su inmensa sabiduría. 

Blog: www.marianarodriguezrisco.com

  • El CADE 2020 se terminó postergando a enero del 2021 por causa de la crisis política que atravesaba el país. 
  • Tomada del libro “Mindfulness PocketbookLittle exercises for a calmer life. De Gill Hasson. Página 47.”  



Mariana Rodriguez Risco


Artículos relacionados

Deja un comentario